martes, 24 de marzo de 2009

INCERTEZA

Siento como caen y se derrumban,
como crujen y se desquebrajan,
los cimientos, las ciudades de mi nombre.
Como se abre paso un impulso a través de cristales rotos.
Pienso pero no creo,
hago pero no escucho,
te toco y me huyes.
Se ha caído por fin el velo de los días muertos
a tu puerta esperando vivirte.
Quiero y no tengo,busco y no encuentro,
y al caer la noche repaso las líneas de mi mano
sin respuesta, solo pedazos,mi imagen y un sonido familiar
que desde dentro empuja con fuerza.
No me entiendo y no me entiendes,
no lo intento, y se comprende
que las horas caigan muertas a mi paso.

1 comentario:

  1. Ay lo que me gusta a mí este poema,gracias pequeña.Framn.

    ResponderEliminar